Nuevas oportunidades: aprender a vender con Ángel Delgado

En la época en la que nos ha tocado vivir podemos decir sin miedo a ser excesivamente maniqueistas que existen dos tipos de actitudes en las empresas: reflejarse en el pasado y reflejarse en el futuro. Las que se reflejan en el pasado buscan soluciones desde la óptica de su experiencia, soluciones que funcionaron en algún momento. Las que se reflejan en el futuro se enfrentan a los retos bajo la premisa de un entorno cambiante que, desde su perspectiva, poco tendrá que ver con nada de lo que haya ocurrido hasta entonces.


Reflejarse en el futuro significa asumir el cambio como el principal factor de sostenibilidad de la empresa. Significa abrazar la incertidumbre de la contínua reinvención como la mejor compañera para un viaje que nos lleve lejos. Significa proveerse de herramientas que nos permitan desenvolvernos cómodamente en un futuro en construcción, con problemas y soluciones poco previsibles.

Ángel Delgado, consultor comercial, quiere ser parte de la solución en uno de los retos más extendidos entre profesionales y empresas: saber vender. En sus propias palabras…

“Lo que intento extender, difundir y aplicar entre nuestra sociedad castellano-manchega es enseñar a vender a cualquier persona que quiera aprenderlo

Esto que parece sencillo al leerlo, se vuelve (como casi todo) algo más complicado al “bajarnos a la calle”. Esto me obliga a readaptarlo y tratarlo como un intento mucho más general (rayando la utopía) para modificar y adaptar nuestra actitud colectiva hacia una mayor y mejor aceptación de los trabajos comerciales para conseguir múltiples mejoras sociales.

  • Ayudar a las personas que quieren trabajar a conseguir un empleo, ya que disponen de bastantes puestos de trabajo ofertados en esta actividad laboral/profesional.
  • Ayudar a las empresas y a los emprendedores para avanzar en sus procesos de supervivencia y crecimiento, al conseguir personas “animadas” hacia estas ocupaciones, y si además están formadas/capacitadas profesionalmente en las competencias que se requieren (sería la vuelta al primer objetivo mencionado de mi negocio “Enseñanzas para vender”) mejor que mejor.

Y, con todo lo anterior ayudamos a nuestra salida colectiva de esta situación económico-social tan apática que estamos viviendo.”

Una idea simple, potente y necesaria y un emprendedor dispuesto a asumir el reto de reforzar a las personas y a las empresas en una de las actividades críticas dentro del mundo de la empresa: la comercial.

Ante un problema, una solución. Ante una necesidad, un emprendedor dispuesto a cubrirla. Esa es la actitud que sirve de inspiración a todos y cada uno de los emprendedores, empresarios y profesionales que formamos el Colectivo Albacete Innova para hacer del futuro ese sitio que soñamos.

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.